Inicio Cine Noticias de la saga Star Wars

Star Wars: Adam Driver dice que Kylo Ren es hijo de fanáticos religiosos

El actor Adam Driver habla de su personaje Kylo Ren, que es el uno de los más importantes de esta nueva trilogía de Star Wars.

El actor Adam Driver siempre ha afirmado que el personaje de Kylo Ren no es un villano y ahora está reafirmando esa idea a medida que se acerca Star Wars: El ascenso de Skywalker. Además los fans de todo el mundo creen que su personaje está destinado a regresar a la luz, similar a su abuelo e ídolo, Darth Vader.

Un número reciente del cómic Marvel Age of Resistance, ambientado durante la trilogía de la secuela de Star Wars, agrandó esta teoría cuando representaba a Kylo Ren destruyendo una fuente conocida de poder del lado oscuro. Pero incluso sin mirar más allá de las películas en sí, Adam Driver siempre ha interpretado al personaje como juvenil, conflictivo y más parecido a un niño asustado y confundido que el tirano galáctico que ahora debería ser.

Star Wars: Adam Driver dice que Kylo Ren es hijo de fanáticos religiosos

Así explica el pasado de su personaje.

Según Adam Driver, el hijo de Han Solo y la princesa Leia fue criado por “fanáticos religiosos”, un hecho que él cree explica por qué el joven fue llevado al lado oscuro. En declaraciones a The New Yorker, Driver explica de dónde siente que surge el conflicto.

“Kylo Ren es el hijo de estos dos fanáticos religiosos”, dice, que “puede concebirse como comprometido con esta religión por encima de todo, por encima de la familia”. El actor menciona su papel de Star Wars entre varios otros, incluido el personaje del padre Garupe en la película Silence, un sacerdote católico lleno de sus propias dudas y conflictos internos. La analogía probablemente se refiere al compromiso absoluto de Han y Leia con la causa de la Rebelión, y más tarde con la Nueva República, en lugar de cualquier religión real o de los Jedi.

Noticia relacionada
Star Wars muestra como Rey supera a Anakin y Luke Skywalker

Adam Driver ha comentado que Ben Solo nunca se identificó con esa causa, y se sintió aislado de niño por eso. Ese aislamiento, y la incertidumbre resultante sobre su lugar en el mundo, podrían haberlo convertido en un objetivo más fácil de manipular para el Líder Supremo Snoke.

Esta duda, es algo con lo que empatiza profundamente.

“La duda es parte de estar comprometido con algo, creo. Están muy de la mano, y eso me pareció más humano”. En cuanto a la naturaleza dudosa del Padre Garupe y la ira cínica de Kylo Ren, agrega: “Siento eso con la religión. Siento eso con la actuación. También siento eso con el matrimonio. Siento eso con ser padre. Estoy constantemente lleno de dudas, independientemente de lo que he logrado. No significa nada. Todavía no sabes cómo hacer nada, de verdad”.

El hecho de que Kylo Ren sea un personaje definido por sus inseguridades podría ser lo que el público está captando, gracias en gran parte al desempeño enfático de Adam Driver, cuando afirman que será redimido en Star Wars: El ascenso de Skywlaker, a pesar de las horribles cosas que ha hecho. Es mucho más difícil determinar si su camino de regreso a la luz será tan perfecto como el de Anakin Skywalker, pero la mayoría de los fans no parecen estar a favor de que Ben Solo muera como un villano.

Noticia relacionada
Star Wars y las lecciones que puede aprender de Marvel

La redención de Ben incluso puede tener algo que ver con el regreso de El Emperador Palpatine de Ian McDiarmid, quien muchos han especulado que será el incuestionable centro del mal de la película, un papel que Kylo Ren, ​​moralmente conflictivo, simplemente no puede cumplir. Sin embargo, incluso si su destino es más trágico que alguna esperanza, la comprensión de Driver del personaje seguramente dejará al público con una poderosa escena final para el hijo de Han y Leia.

Star Wars: El ascenso de Skywalker se estrenará el 20 de diciembre de 2019.

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of