Inicio Cine Crítica de ‘Transformers: El último caballero’: Tan épica que se pasa de...

Crítica de ‘Transformers: El último caballero’: Tan épica que se pasa de rosca

4633

La película ‘Transformers: El último caballero’ es la máxima representación de la saga de Michael Bay.

‘Transformers: El último caballero’ es la quinta película de la franquicia que iniciaron en 2007. A lo largo de estas 5 películas hemos visto la eterna y espectacular pelea entre Autobots y Decepticons. Esta nueva entrega es la demostración perfecta de lo que Michael Bay quiere para sus saga. Es decir, batallas entre robots gigantes, mientras los soldados americanos están en medio disparando a todo lo que se mueve, sonando una música atronadora, con un montón de efectos especiales y explosiones.

 Transformers: El último caballero

La historia, quizás sea lo de menos. Los personajes, mientras estén correctos y tengan sus momentos graciosos funcionan. Así de grande es la coctelera de Transformers 5 y el resultado son 149 minutos épicos, frenéticos y entretenidos. Porque al fin y al cabo estas películas solo quieren entretener. Si buscas algo más, jamás te gustará.

Crítica de ‘Transformers: El último caballero’.

Esta crítica la he subtitulado como “Tan Épica que se pasa de rosa”. Ahora voy a explicar este concepto. Porque creo que precisamente es el gran problema que tiene.

Si un personaje hace una acción normal y la quieres representar como algo épico, consigues que cuando sí que haya acciones más importantes impacten menos. Para explicarlo mejor voy a poner varios ejemplos. Si un personaje baja de un coche, algo intrascendente para la película o la trama pero lo hace a cámara lenta, con una música atronadora y desde ángulos imposibles, en ese momento queda muy bien. Pero cuando al final los buenos se salvan y ves como lo hacen a cámara lenta, con una música atronadora y desde ángulos imposibles, obviamente te va a impactar menos. Ya que te has pasado toda la película igual con cosas intrascendentes así que las verdaderamente importantes no suben el nivel sino que lo mantienen. Lo que hace que impacte menos.

 Transformers: El último caballero

Podría poner muchos ejemplos de cómo se hacen mejor las cosas. Se me ocurre uno reciente. En la película Wonder Woman, al principio no te enseñan el traje de superheroína. Lo vemos desenfocado en Temiscira, luego en Londres ella se quiere quitar el abrigo dejándolo a la vista, pero él se lo impide y solo vemos unos destellos. Así en el momento de las trincheras, cuando ella sala a la luz y se enfrenta al enemigo impacta más. Si ya hubiéramos visto el traje antes, la escena hubiera sido más intrascendente. Algo que Michael Bay no contempla. Todo tiene que ser épico, todo tiene que ser perfecto. No hay respiros. De hecho hay un momento que se ríen de esto. La propia película se ríe de su propia epicidad. Si la habéis visto sabréis a lo que me refiero. Es sin duda el momento que más carcajadas levantó al público de la sala.

Los mejores efectos especiales.

Yo siempre he tenido la teoría que los efectos especiales eran tan buenos porque es más fácil hacer robots que seres orgánicos. Pero simplemente son los mejores y punto. Realizados por Industrial Light & Magic, ‘Transformers: El último caballero’ se ve perfecta.

 Transformers: El último caballero

Así que esta película va a un público muy específico. Masivo, pero específico. Son aquellos espectadores que solo quieren entretenerse, aquellos que les gusta la saga ‘Fast and Furious‘, el cine de acción, ‘Los Mercenarios’ o simplemente fans de Michael Bay. El resto directamente que no la vean. Porque está claro que no les gustará.

La historia es sencilla y no le hace falta ser del todo coherente.

Hace mucho tiempo una nave con Transformers cayó en la Tierra. Aunque se mantuvieron al margen de la humanidad, en un momento ayudaron al Rey Arturo y a sus caballeros a derrotar a sus enemigos. Sobre todo gracias al poder de una potente arma, el báculo.

En la actualidad el gobierno quiere acabar con estos extraterrestres ya que son una constante amenaza. Hay muchas ciudades en ruinas por las destructivas batallas. El planeta Cybertron se muere así que su diosa Quintessa recluta al mismísimo Optimus Prime para acabar con nuestro planeta y devolver a la vida al suyo. Así comenzará una nueva batalla por la supervivencia que involucra al gobierno, a los Transformers y a una sociedad secreta liderada por Sir Edmund Burton (Anthony Hopkins) que son los descendientes del Rey Arturo.

 Transformers: El último caballero

¿Puede ser buena una película con caballeros de la mesa redonda, un dragón de metal con tres cabezas, extraterrestres, nazis, Dinobots y muchas explosiones? Solo viéndola obtendrás la respuesta. Si la idea no te atrae, ‘Transformers: El último caballero’ no te gustará. Si quieres olvidarte de todo y pasar un buen rato, yo te la recomiendo.

 Transformers: El último caballero

Una vez más me he quedado con la impresión de que Michael Bay si quisiera podría ser el mejor director actual. Pero tiene un gran defecto, siempre quiere más. No quiere una explosión, quiere cinco. Una batalla es poco, quiere 20. Mientras que una persecución se le quedaría en nada, quiere 50. Los elementos visuales, los elementos de dirección, los efectos especiales y como implementarlos lo hace perfecto. Pero a costa de perder en historia. Por eso su cine simplemente será un entretenimiento y nunca pasará al siguiente nivel. Aunque haya sido capaz de demostrar que sabe hacer las cosas muy bien. Su filmografía está plagada de películas muy interesantes. Pero siempre será Michael Bay y siempre querrá más.

Dejarnos vuestros comentarios sobre ‘Transformers: El último caballero’ en la sección de opinión o en redes sociales. Tanto si la habéis visto como si tenéis intención de hacerlo.