Inicio Thor Thor: Ragnarok Thor iba a ser “un niño gordito” en ‘Thor: Ragnarok’

Thor iba a ser “un niño gordito” en ‘Thor: Ragnarok’

Compartir

El director de ‘Thor: Ragnarok’, Taika Waititi, nos explica la idea que tenía para Thor en la película pero que no fue aprobada en Marvel.

Thor (Chris Hemsworth) iba a ser “un niño gordito” en ‘Thor: Ragnarok‘ (2017). Así lo ha asegurado el propio Taika Waititi, director de la película de Marvel Studios, en declaraciones recogidas por la web Comic Book Movie. Esto iba a suceder en un flashback. Pero, finalmente, no acabó sucediendo.

‘Thor: Ragnarok’ iba a tener un Thor “gordito” y un Loki “emo” en un flashback en el que se nos mostraría como el Dios del Trueno y Valquiria se conocen antes de encontrarse en Sakaar.

Thor: Ragnarok (2017)

Así lo ha explicado el propio cineasta.

Bueno… Yo quería hacer esta pequeña escena. Tal vez, si acabamos haciendo ‘Thor 4’, podremos tenerla. Pero quería rodar unos flashbacks en los que Thor era un niño pequeño y gordito. Íbamos a tener una versión ochentera de Asgard, en la que todos tenían enormes hombreras y todos tenían el pelo a la moda. Nuestra idea era que Thor y Valquiria se conocieran y él dijera: ‘¡Hola, te conozco!’, y ella respondiera: ‘Ah, sí. Te recuerdo’. Y luego entraríamos en el flashback y veríamos a Thor como un niño regordete caminando con un salmonete y siendo molestado por otros niños. Y Loki hacia de hermano emo/gótico que va solo por la vida. Era como Malfoy, el niño de Harry Potter.

El problema era que necesitábamos que Thor no conociera a Valquiria en ‘Thor: Ragnarok’. Y luego se volvió cada vez más difícil hacer un flashback. Lo habríamos forzado, de haberlo hecho. Así que habría sido una escena completamente inútil“.

¿Os imagináis que hubiera pasado esto? ¿Qué os habría parecido? La verdad es que Waititi tiene unas ideas un poco raras. Pero bueno… Habrá que respetar su manera de trabajar y de pensar. Aunque nos da muchísimo miedo si hace ‘Thor 4‘.


Compartir
David Lorao

Graduado en Periodismo. Concibo el cine como la fábrica de sueños que forjó George Méliès y vivo a medio camino entre el Asilo de Arkham y la Cocina del Infierno. Devorador de cómics y adicto a la literatura y las series de televisión. Admiro por encima de todo la obra de Alan Moore, Frank Miller y Neil Gaiman, aunque no le daría la espalda a nada que haya salido de los lápices creativos de Ibáñez. Generación ‘Goonie’ y pasión por la escritura. “Nunca abandones tus principios, ni siquiera en presencia del apocalipsis”. También puedes leerme en twitter como @goonielor.