Cómics / Imposibles Vengadores Tomo 4: Futuro perdido. Ya le dan el carnet de Vengador a cualquiera
Cómics

Imposibles Vengadores Tomo 4: Futuro perdido. Ya le dan el carnet de Vengador a cualquiera

Imposibles Vengadores Tomo 4: Futuro perdido. Ya le dan el carnet de Vengador a cualquiera

Dejadas atrás las Secret Wars modernas, el Escuadrón de Unidad de Los Vengadores iniciaba su tercer volumen de publicación con un equipo muy renovado del que iba a formar parte cierto mercenario bocazas. Panini Comics incluye, en este tomo recopilatorio en tapa dura, un año completo de la colección que ahora también incluye Inhumanos.

Wilson, Wade Wilson

En los años ochenta y noventa había un personaje en Marvel que no dejaba de pasearse prácticamente por cualquier colección que se publicase y necesitara un aumento de ventas. Con el tiempo supimos que su verdadero nombre era James Howlett pero también responde por Logan y sobre todo por su nombre de guerra, Lobezno. Esa tendencia terminó por invertirse cuando Masacre (Deadpool) comenzó a cobrar una popularidad tan grande como su propio ego. Bueno, Lobezno también formaba parte de casi todos los grupos que hay en Marvel pero eso a Wade no hay que recordárselo.

Por todo ello, y porque nos gusta el personaje deslenguado y caradura, no es de extrañar que Marvel se decidiera por incluirle en la formación más variopinta de Los Héroes más Poderosos de la Tierra (Lobezno no estaba disponible tampoco dada su muerte) y no lo hará en un rol secundario, ni a la sombra de otros, Masacre no solo sabe obtener sus propias escenas, incluso va a chupar cámara. Eso de recibir órdenes no es que sea lo que mejor se le dé, prefiere lanzarse de cabeza al combate y preocuparse después por las consecuencias.

Así estaba todo organizado

El reciente conflicto surgido entre mutantes e inhumanos, motivado por la nube de nieblas terrígenas, ponía sobre la mesa que el Escuadrón de Unidad añadiese a mutantes y humanos con poderes a un elemento que pudiese crear conflictos, al mismo tiempo que ejemplificar que todos podemos colaborar por una causa común independientemente de nuestra raza, haciéndolo extensible al resto de facetas de la vida. Por eso tenemos entre las filas de estos Vengadores a Sinapsis, una inhumana inexperta que complementa con sus poderes psíquicos al resto de la alineación.

Ésta iba formada por el viejo Steve Rogers (aunque a lo largo de estos números veremos cómo vuelve a aparecer en su encarnación habitual), Pícara, Doctor Vudú, la Antorcha Humana (los 4F estaban más bien disueltos en aquel momento), Mercurio, Masacre y por muy breve espacio de tiempo Spider-Man. Compartirán espacio con Cable durante la práctica totalidad de números que aquí están contenidos aunque el miembro de la familia Summers no va a adquirir el status de Vengador.

El espíritu clásico de una buena historia

El conjunto del tomo ralla a buen nivel en general pero destacan los cuatro últimos números, los que van dibujados por una de las estrellas del comic nacional, Pepe Larraz. Gerry Duggan toma el mando de la cabecera con guiones ágiles y entretenidos, explotando bien al personaje de Masacre, al que ya conocía previamente. Duggan recibe el relevo que le entregara Rick Remender en los últimos números del anterior volumen de la serie para dar una vuelta completa al tono pero sin olvidarse de rodear al elenco principal de villanos muy a tener en cuenta, como Ultrón, fusionado con Hank Pym desde la novela gráfica Vengadores: La cólera de Ultrón, también con parte del dibujo realizado por Larraz.

En la sombra permanece tramando un nuevo plan el enemigo por excelencia del Capitán América, Craneo Rojo, que en aquella época era poseedor del cerebro de Charles Xavier, lo que le convertía en un rival de muy altos vuelos. Para los números restantes contamos con Ryan Stegman (todavía un paso por debajo de su nivel actual en la cabecera de Venom o en la saga del Rey de Negro) y con otro patrio con categoría suprema, Carlos Pacheco. Ambos completan un tomo que a nivel visual alcanza una nota excelente.

Imposibles Vengadores inicia con este volumen 3 una etapa bastante divertida, irreverente y repleta de guiños, que resulta muy disfrutable incluso como punto de partida para unirse a la trama. Nuevo comienzo para el Escuadrón de Unidad de Los Vengadores, incluyendo su participación en el evento Standoff que hizo implosionar el proyecto de prisión de Pleasant Hill y tuvo ramificaciones en prácticamente todas las colecciones relacionadas con Los Héroes más Poderosos de la Tierra.