Chris Evans y Ryan Gosling harán el filme más caro de Netflix Chris Evans y Ryan Gosling harán el filme más caro de Netflix
Cine

Chris Evans y Ryan Gosling harán el filme más caro de Netflix

Chris Evans y Ryan Gosling harán el filme más caro de Netflix

Ryan Gosling y Chris Evans serán los nuevos rostros de Netflix. Los actores van a protagonizar la película más cara, hasta el momento, de la plataforma de streaming.

Netflix continúa apostando a su contenido original y en esta ocasión, ha utilizado muchísimo dinero para llevar adelante la película más cara de su catálogo, hasta el momento. Según informa Deadline, la plataforma de streaming ha dado luz verde a la nueva película de Anthony y Joe Russo como directores, y les ha dado más de 200 millones de dólares para que la hagan. ¿Y quiénes estarán como protagonistas? Nada más, ni nada menos, que Ryan Gosling y Chris Evans.

La película es la adaptación de ‘The Gray Man’, un best seller de 2009 escrito por Mark Greaney. Con respecto a sus protagonistas de nivel, Ryan Gosling será Court Gentry, ex agente de la CIA metido a asesino a sueldo, y Chris Evans será Lloyd Hansen, otro asesino que le perseguirá por todo el mundo. En palabras de Anthony Russo, “representan dos versiones diferentes de la CIA, en lo que puede ser y lo que puede hacer”. Además, pone los dientes largos a los fans de MarvelA los que son fans de ‘Capitán América: El soldado de invierno’, esto nos mueve en ese territorio pero más situado en el mundo real.

Aires de franquicia

La idea es que la película sea, igual que el libro, la primera piedra de toda una franquicia cinematográfica con Ryan Gosling al frente todo lo posible. Los Russo llevan mucho tiempo trabajando en este proyecto, que estuvo estancado varios años en New Regency con James Gray como director y Brad Pitt como protagonista.

Este ambicioso proyecto, que refuerza la relación de los Russo con Netflix tras el éxito de ‘Tyler Rake’, estará producido por su firma, AGBO, y contará con un guion de Joe Russo revisado por Christopher Markus y Stephen McFeely. Pretenden empezar el rodaje en enero en Los Angeles.