Inicio DVD-Blu Ray The Master: ¿Quién eres, Joaquin Phoenix?

The Master: ¿Quién eres, Joaquin Phoenix?

910

Con motivo del lanzamiento de The Master en DVD y Blu-ray repasamos la vida y la obra de Joaquin Phoenix.

Es uno de los grandes exponentes de la industria del cine, pero pocos saben que Joaquin Phoenix no siempre fue su nombre

El verdadero nombre de Joaquin Phoenix es Joaquin Rafael Bottom Dunnetz. Los padres de Joaquin (John Bottom y Arlyn Sharon) sin duda no fueron unos padres “normales”.

Corrían los años sesenta y el movimiento hippie estaba en plena explosión. Poco después de casarse, John y Arlyn se unieron al culto de Los Niños de Dios, una controvertida secta cristiana que recogió parte del agonizante movimiento hippie y lo canalizó hacia la evangelización mediante una nueva interpretación de las escrituras. Comprometidos con este movimiento, los padres de Joaquin se convirtieron en misioneros y viajaron por toda Sudamérica haciendo proselitismo de la secta.

Fruto del matrimonio nacieron los cinco hijos de la pareja: River, Rain, Joaquin, Liberty Butterfly y Summer. La familia prosiguió con sus viajes evangelizadores, prueba de ello es que cada uno de los niños nació en un lugar distinto del continente (de hecho River nació en Venezuela y Joaquin en Puerto Rico).

La familia vivió una existencia “hippie” al servicio de la secta, pero estaban sumidos en la más absoluta pobreza, llegando al punto de que River obtenía comida y dinero tocando la guitarra junto con su hermana Rain.

the master

Desilusionados con Los Niños de Dios (que en ningún momento ayudaron a aliviar sus penurias económicas), en 1978 la familia se traslada a Los Ángeles, donde la madre comienza a trabajar para la NBC. Convencidos del talento de sus hijos, pronto contratan a un agente en la ciudad de las estrellas para lanzar la carrera creativa de sus hijos. Deciden cambiarse el apellido a Phoenix (como la mítica ave que renace de sus cenizas) para fomentar los instintos creativos de sus vástagos. Así Joaquin decide a su vez cambiar su nombre a “Leaf” (“hoja” en inglés) para igualar a sus hermanos, cuyos nombres se refieren a la naturaleza (River=Río; Liberty Butterfly=Mariposa de Libertad; Summer= Verano). Joaquin comienza una prometedora carrera como actor infantil, protagonizando anuncios y obteniendo papeles en la pequeña y la gran pantalla junto a su hermano mayor River.

La muerte de su hermano River

River PhoenixJustamente cuando su carrera parece despegar, Joaquin recibe el golpe más duro de su vida. El 30 de octubre de 1993, River iba a tocar junto con su amigo “Flea” (bajista de Red Hot Chilly Peppers) en club The Vipper Room (del que el mismísimo Johnny Depp era copropietario). Sus hermanos Joaquin y Rain estaban allí. Tras consumir una cantidad indeterminada de heroína y cocaína, River sufre una sobredosis frente al club. Sus propios hermanos llaman a emergencias e intentan hacerle la respiración boca a boca, pero su destino estaba sellado. Este hecho hace que “Leaf” vuelva a cambiarse el nombre a Joaquin y se suma en una profunda depresión, planteándose dejar para siempre la interpretación.

Despegue de su carrera como actor

Animado por sus amigos, volvió a rodar una película con Gus Van Sant, To Die For. En 2000 su carrera marca un hito con la magistral interpretación del cruel emperador de Gladiator, que le valió sendas nominaciones a los Oscar y los Globos de Oro. Tras diversas colaboraciones con Night Shyamalan (Señales y El Bosque), llegó uno de sus mayores éxitos interpretando a Johnny Cash en Walk The Line.

Joaquin se involucró en proyectos de alta calidad artística desde entonces (como Reservation Road o Two Lovers), convirtiendo su nombre en un sinónimo de buen cine.

Joaquin Phoenix

En 2008 da un golpe de efecto absolutamente inesperado al mostrarse en varias apariciones públicas extremadamente desaliñado y distante; y en unas sorprendentes declaraciones afirma que deja la actuación y se pasa al hip-hop. Todo parecía una broma, pero los rumores crecieron y Phoenix no cesó en su extraña actitud. La realidad del asunto era que, junto a su cuñado Cassey Affleck, estaba filmando el inesperado giro de la carrera de Phoenix hacia el mundo de la música. En la cinta se lanza una cruda y alucinante mirada a una estrella buscando sentido a su existencia. Un año después presenta en el Festival de Venecia el falso documental I’m Still Here, que conmociona al público y la crítica. Según él mismo explicó, el documental era una suerte de experimento sobre la fama, los medios de comunicación y su consumo masivo.

Tras este polémico experimento cinematográfico, Joaquin Phoenix se embarca en el rodaje de The Master a las órdenes del magistral Paul Thomas Anderson. La película, visualmente embriagadora y conceptual, sigue los pasos de un descarriado marinero tras la Segunda Guerra Mundial (Joaquin Phoenix) y el advenedizo maestro de una secta en ciernes (Philip Seymour Hoffman).

Phoenix es Freddie, un inestable e inseguro perdedor que parece pensar únicamente en el sexo y el licor. Dando tumbos tras la contienda, su destino se topa con el iluminado y magnético maestro, Lancaster Dodd (Hoffman), que conquista lentamente a las masas con su carisma y verborrea. Ambas personalidades se acoplan sorprendentemente y dan lugar a un duelo interpretativo único en la historia del cine.

Las críticas fueron abrumadoramente positivas y les valieron numerosas nominaciones por el excepcional trabajo de los actores y el director (nominado a Mejor Actor en los Oscar, BAFTA y Globos de Oro). The Master, ya disponible tanto en DVD como en Blu-ray, supone el colofón a la carrera de un artista con una vida tan excepcional como su arte.

Artículo anteriorTrailer en español y nuevo poster de RIDDICK
Artículo siguientePrimeras críticas de El Hombre de Acero: Espectáculo palomitero
Desde que tengo uso de razón siempre me he sentido atraído por el dibujo, los cómics y sobre todo el cine, culpa de esta afición la tiene “Star Wars: Episodio IV”, me sentí fascinado por la gran cantidad de naves espaciales que aparecían en ella y todo el mundo creado por George Lucas, la escena de la nave corellia perseguida por un crucero imperial que avanzaba hasta llenar la pantalla fue impactante. La música de John Williams era pegadiza y fácil de recordar, ya para entonces recuerdo mis colecciones de cromos y los muñecos de la saga. Otra gran influencia han sido los cómics, en concreto las ediciones de Vertice de Spiderman, La patrulla X, Los Vengadores, Los 4 fantásticos, con los que aprendí a dibujar copiando las viñetas de John Romita Sr. y Jack Kirby. Así que no era de extrañar que terminase estudiando en la escuela de artes de Zaragoza.