El final alternativo de Terminator conecta directamente con la secuela
Cine

El final alternativo de Terminator (1984) conecta directamente con la secuela

El final alternativo de Terminator (1984) conecta directamente con la secuela

Aunque la secuela llegó 7 años después, el final alternativo de Terminator enlaza directamente con los eventos de Terminator 2: El juicio final (1991).

Para aquellos que han visto las dos primeras entregas de la saga, pero que no han echado un vistazo a los extras de los DVD, sería bastante fácil suponer que el creador James Cameron no tenía en mente una posible secuela al hacer la película original. Ya que es sencillo imaginarlo inventando la historia para la segunda entrega de la nada después del éxito inicial de la primera. Sin embargo, cualquiera que esté al tanto del final alternativo de Terminator sabe que Cameron claramente tenía para una segunda entrega mucho antes de que la película llegara a los cines.

No es difícil ver por qué, ya que James Cameron es muy inteligente y probablemente supo durante la producción que él, el reparto y el equipo habían reunido algo realmente especial. Además, la estrella Arnold Schwarzenegger probablemente ayudó a esta idea. Ya que recordó haberle dicho a Cameron cómo le gustaría continuar la historia casi inmediatamente después de que finalizara la producción.

El final alternativo de Terminator tiene comentarios de James Cameron, en los que explica por qué finalmente se cortó la escena. De cualquier manera, la escena sienta las bases para lo que se convertiría en Terminator 2: El juicio final.

¿Cómo es esa escena?

En el final alternativo de Terminator, después de la confrontación culminante de Sarah Connor con el T-800 en la fábrica, se muestra a la policía dentro del edificio reuniendo evidencia. Mientras tanto, llega un hombre, encuentra el chip del T-800 y se lo pasa a un subordinado a escondidas. Luego le dice lo lleve al departamento de investigación y desarrollo. Cuando se muestra a Sarah saliendo en una camilla, la cámara se retira para mostrar que la fábrica pertenece a Cyberdyne Systems.

Esta escena del final alternativo de Terminator llevaría directamente a los eventos de Terminator 2: El juicio final. Donde Cyberdyne Systems se quedó los restos del primer Terminator y siguió desarrollando la inteligencia artificial conocida como Skynet. En una paradoja temporal donde Sarah Connor y Kyle Reese causaron la creación que intentaron evitar.

En cuanto a por qué se cortaron estas escenas del final alternativo de Terminator, James Cameron revela en su comentario de audio que llegó a creer que la escena no era necesaria para que la gente entendiera la implicación de lo que sucedió. Ya que interfería con la conclusión del viaje emocional de Sarah Connor.