Noticias / Cine / Noticias de películas de DC' Comics / Warner Bros todavía tiene miedo por los escándalos de Ezra Miller
Películas de DC Comics

Warner Bros todavía tiene miedo por los escándalos de Ezra Miller

Warner Bros se prepara por si tiene que sustituir a Ezra Miller como Flash

El actor Ezra Miller es uno de los activos más importantes de Warner Bros, por eso sus excesos en su vida privada preocupan al estudios del cine.

Ezra Miller es actualmente una gran estrella de cine, él empezó a despuntar gracias al inquietante thriller Tenemos que hablar de Kevin (2011), después lo pudimos ver en Las ventajas de ser un marginado (2012) y Y de repente tú (12015). Su carrera cinematográfica dio un giro brutal al ser fichado como Barry Allen / Flash por Zack Snyder, debutando brevemente en Batman v Superman: El amanecer de la justicia (2016). Luego repitió el papel en El Escuadrón Suicida (2016), Liga de la Justicia (2017 – 2021) y ahora tendrá su propia película en solitario en 2022. Pero además interpreta a Credence Barebone / Aurelius Dumbledore en las películas de Animales Fantásticos.

Hace un tiempo se especuló que podría perder sus papeles en The Flash y Animales Fantásticos 3 debido a que se difundió un vídeo que los mostraba asfixiando a una fan en Islandia. Pero el spin-off de Harry Potter ya ha sido rodado y la película de DC Comics está en plena producción. Por lo que su actitud en su vida privada no ha afectado a su carrera cinematográfica de momento.

El estudio cree que hay más material del actor dañino.

Según una fuente fiable de Reddit, que suele acertar bastante en temas relacionados con los directivos de Warner Bros, parece que están muy preocupados porque nueva información de Ezra Miller salga a la luz. O que el video ya mencionado se vuelva a viral de nuevo cuando se acerquen los dos estrenos de las películas.

El actor también debería estar preocupado, porque Ezra Miller no tiene más proyectos más allá de The Flash (2022), por lo que si los estudios de cine le ponen en la lista negra será muy difícil salir de ella. Algo que le ha ocurrido a Johnny Depp o Gina Carano.