Star Wars: El ascenso de Skywalker convirtió a Rey en el último Sith
Star Wars

El ascenso de Skywalker convirtió a Rey en el Jedi supremo, y en el último Sith

Star wars 9: el ascenso de skywalker. Dark side Rey Sith

Aviso de spoilers de Star Wars: El ascenso de Skywalker. La película convirtió a Rey en el Jedi supremo, y en el último Sith

Después de Star Wars: El despertar de la fuerza y Los Últimos Jedi, todas las señales apuntaban a que Rey era el Jedi más poderoso de todos los tiempos. Incluso los cómics de Star Wars de Marvel han hablado de la preparación de Star Wars: El ascenso de Skywalker, ya que fuimos testigos de cómo ella usaba la Fuerza de una manera que los Skywalkers nunca pudieron, y de una manera que Yoda dijo que solo podía ser alcanzada por muy pocos. Y en la conclusión de de la trilogía secuela de Star Wars que comenzó en 2015, esta idea está más o menos confirmada. Sin embargo, la última película de Star Wars también posiciona a Rey como el último Sith.

Star Wars muestra como Rey supera a Anakin y Luke Skywalker

EL JEDI MÁS GRANDE

Mientras los fans comenzaron esta película divididos sobre si Rey es el mejor Jedi de todos los tiempos, la película comienza mostrando su entrenamiento bajo la supervision de la general Leia. Ella levita, usa la telepatía y se mueve con agilidad sobrehumana. También puede usar su sable de luz como un bumerán al lanzarlo y hacer que vuelva a ella, y es capaz de saltar largas distancias de un solo salto. Maneja trucos mentales Jedi mejor que Qui-Gon Jinn u Obi-Wan Kenobi, y por último pero no menos importante, incluso usa la Fuerza para curar heridas casi mortales.

Más tarde, incluso usa su sable de luz para resistir la explosión total del ataque de la Fuerza de Palpatine (algo que vimos en Star Wars: la venganza de los Sith con el maestro Windu), que también dice mucho. Palpatine sabía que Rey lo superaría y es por eso que usó a su clon Snoke y a Kylo Ren como peones para manipularla para que lo golpeara y se convirtiera en la Emperatriz. Pero cuando Rey opta por rebelarse contra él, Palpatine decide que la matará de todos modos solo por las leyendas Jedi muertas para recordarle que todos están con ella.

luke y rey

Luke le decía constantemente que nunca estaría sola e irónicamente, estos fantasmas eran algo que Rey buscaba desde el comienzo de la película usando los textos sagrados de Luke de Ahch-To. Para cuando ella desvía los rayos de Palpatine usando los sables de luz de Luke y Leia, Rey absorbe la esencia de todos los Jedi que existieron antes. Esto la inspira a regresar a Tatooine para enterrar los sables láser de los Skywalkers mientras enciende triunfante su propio sable láser amarillo a pesar de que ella finalmente hizo lo que Palpatine quería.

SUCESORA SITH

Si bien Rey triunfa convirtiendo en cenizas a Palpatine usando sus propios rayos, hay un par de signos que anunciaron antes cómo se convertiría en la Sith definitiva. En primer lugar, Rey lucha contra su ser oscuro en los restos de la Estrella de la Muerte en la luna de Endor, Kef Bir, insinuando que siempre tuvo la oscuridad dentro de ella que Palpatine quería sacar. Vemos parte de su lado oscuro cuando apuñala a Kylo Ren antes de curarlo, y cuando pierde la calma, genera su propio rayo y derriba una nave de prisioneros de la Primera Orden, como lo haría un Sith.

Daisy Ridley is Rey and Adam Driver is Kylo Ren in THE RISE OF SKYWALKER

Aún así, Rey lucha contra el Lado Oscuro, pero al final, luchando contra Palpatine y los fantasmas de los Señores Sith muertos que tenía con él, susurrando y tratando de empujar y corromper a Rey para que esta le asesinara en el templo Sith en Exogol. Kylo parecía asustado por estos fantasmas cuando los encontró al comienzo de la película, y Palpatine intenta convencer a su nieta de que lo mate, ya que las almas y espíritus de todos los Sith, serán transferidos a ella.

Rey podría haberse convertido en el equivalente de un dios Sith, pero ella lucha contra este destino ya que quiere permanecer en el lado de la luz. A pesar de eso, Rey finalmente mata a Palpatine, por lo que existe la posibilidad de que también haya absorbido la esencia de su vida y a todos los Sith que tenía dentro. Después de todo, cada Sith eventualmente debe matar a su maestro, y eso es esencialmente lo que hace aquí. Si bien ella pudo haber detenido su regreso, Rey finalmente pudo haber completado su plan, trayendo a ambos lados de la Fuerza a sí misma.

dark rey el ascenso de Skywalker

LO MEJOR DE AMBOS MUNDOS

Si bien no hay indicios de que haya absorbido el poder de los Sith, se puede presentar un argumento muy convincente para la idea de que Rey es la portadora de la Fuerza más poderosa de todos los tiempos. Con su sable amarillo, ahora es tanto una Guardiana (una guerrera Jedi) como una Consular (una erudita Jedi). Y entre su rayo, la comprensión del viaje de Kylo Ren y las emociones negativas que siente hacia Palpatine por matar a sus padres, Rey también podría tener una manera de equilibrar el Lado Oscuro abrazándolo, especialmente desde que Kylo le dijo a Rey que eran una Diada.

En Star Wars: Los últimos Jedi, Luke dejó claro que el Elegido tenía que entender tanto el Lado de la Luz como el Lado Oscuro para equilibrarlos y equilibrar la Fuerza y ​​la vida misma. Si bien no hay certeza en torno a la idea de que Rey se convierta en un Jedi Gris, parece ser alguien interesado en cómo esta dualidad se iguala.

Después de todo, ella sabe cómo la gente normal podría haces uso de la Fuerza, como vimos con el chico del establo en la película de Rian Johnson y posiblemente con Finn en este final. Con la muerte de todos los Skywalkers (incluido un redimido Ben Solo) y Palpatine, tanto el Lado Luminoso como el Lado Oscuro podrían haber allanado el camino para que Rey absorbiera ambos aspectos de la Fuerza porque ella siempre estaba posicionada como el punto de apoyo y el sucesor en que ambos pusieron esperanza.

Filtran la imagen final de Star Wars: El ascenso de Skywalker

Dirigida y coescrita por J.J. Abrams, Star Wars: El ascenso de Skywalker está protagonizada por Daisy Ridley, Adam Driver, John Boyega, Oscar Isaac, Lupita Nyong’o, Domhnall Gleeson, Kelly Marie Tran, Joonas Suotamo, Billie Lourd, Keri Russell, Anthony Daniels, Mark Hamill, Billy Dee Williams y Carrie Fisher, con Naomi Ackie y Richard E. Grant. La película ya está en los cines.