Spider-Man creó a su villano más letal - Cinemascomics.com Spider-Man creó a su villano más letal - Cinemascomics.com
Cómics

Spider-Man creó a su villano más letal

Spider-Man creó a su villano más letal

Marvel revela que Spider-Man se siente culpable porque con sus acciones creó a un villano que se lo está haciendo pasar muy mal.

Atención SPOILERS del cómic de Marvel The Amazing Spider-Man # 49. En esta historia se demuestra una vez más que el Hombre Araña es un héroe que siempre está en contacto con sus emociones. A pesar de sus superpoderes, Peter Parker todavía puede ser víctima de la duda, la ira, los celos y la culpa. Todo esto es algo a lo que tiene que enfrentarse junto a su gran galería de villanos. A menudo, las acciones de Spider-Man afectarán a las personas que lo rodean, lo que demuestra que ninguna buena acción queda impune, al igual que su conocimiento sobre su actual villano Stan Carter, también conocido como Sin-Eater (El Comepecados).

En The Amazing Spider-Man # 49, el protagonista deja de pelear e intenta hablar con el villano superpoderoso. Culpándose a sí mismo por haber fallado a Stan en el pasado y ser responsable de cualquier persona a la que haya herido en su campaña para limpiar el mundo y sus villanos de sus pecados.

Así es como el héroe falló al villano.

Stanely Carter apareció por primera vez en The Spectacular Spider-Man # 107, como un ex agente de SHIELD que operaba como detective para la policía de Nueva York. Esto resultó ser una tapadera conveniente para Stan, quien mataría a aquellos que abusaban ​​de su autoridad y necesitaban ser limpiados de sus pecados. Cuando Sin-Eater trató de matar al antiguo amor de Peter, Betty Brant, Spider-Man casi mata a Stan.

Después de pasar algún tiempo en atención psicológica y médica, Stan, ahora lisiado, es liberado, pero encuentra difícil adaptarse a la vida normal. Aún atormentado por su personaje de Sin-Eater, los intentos de Stan de pedir ayuda a Spider-Man se encuentran con hostilidad y resentimiento. Ya que el gran héroe no lo ha perdonado por sus asesinatos. Finalmente, Stan volvió a convertirse en Sin-Eater, pero la policía lo mató a tiros. Sin embargo, recientemente fue resucitado por el villano Kindred, armado con nuevos poderes y una nueva perspectiva que le permite a Sin-Eater amasar la atención de los medios y una legión de seguidores.

En The Amazing Spider-Man # 49, del escritor Nick Spencer y los artistas Ryan Ottley, Humberto Ramos y Mark Bagley, Sin-Eater y sus fuerzas han superado a Ravencroft con la misión de encontrar y matar al antiguo enemigo de Spidey, Norman Osborn. Spider-Man y Green Goblin se ven obligados a hacer una alianza temporal, especialmente cuando Sin-Eater adquiere el tamaño y la fuerza del Juggernaut. Mientras su batalla pasa a la clandestinidad en una de las guaridas secretas de Green Goblin, Peter y Norman idean un plan que requiere que Spidey se detenga mientras Osborn se prepara. Peter detiene a Sin-Eater en seco usando sus palabras en lugar de sus puños al reconocer que le falló a Stan.

Spider-Man creó a su villano más letal

Peter Parker tiene un momento de claridad sobre su pasado con Sin-Eater.

Hace años, Stan pidió ayuda pero Spider-Man lo rechazó. Ese miedo y la ira que le quedaba lastimaron a Stan y lo llevaron por el camino que lo llevaría a su muerte y eventual resurrección, otra muerte que Spider-Man lleva sobre sus hombros. Peter ya no huye de la culpa y le pide a Stan que, en lugar de Norman Osborn, lo limpie a él de sus pecados. Esta admisión y oferta de autosacrificio aturde a Sin-Eater aunque solo sea por un momento, antes de que regrese a su línea de pensamiento original de matar a Osborn.

Spider-Man aún puede ser un ser humano que lucha con las consecuencias de su decisión, pero su capacidad para poner constantemente la seguridad y el bienestar de los demás por encima de sí mismo es lo que lo convierte en un verdadero héroe. Aunque no intervino en un punto en el que podría haber hecho una diferencia en la vida de Stan Carter, no se sentará y dejará que su culpa le impida salvar a otros, incluso si es Norman Osborn.