Inicio Cómics Reseña de ‘Daredevil: Cruel e inusual’: Otra vez entre las sombras

Reseña de ‘Daredevil: Cruel e inusual’: Otra vez entre las sombras

Hablamos de ‘Daredevil: Cruel e inusual’, la entrega número 19 de la colección del Hombre sin Miedo en Marvel Saga de Panini Cómics.

Otra vez entre las sombras. Otra vez en el ocaso. Otra vez en la caída del héroe. Así podríamos resumir ‘Daredevil: Cruel e inusual‘, el número 19 de la colección de Marvel Saga en Panini Cómics que recopila la era reciente del Hombre sin Miedo en la Cocina del Infierno. Un número complejo y duro que vuelve a poner a Matt Murdock en una situación complicada para el ciego más entrañable y violento del Universo Marvel. Pero ¿qué podéis esperar verdaderamente de ‘Daredevil: Cruel e inusual‘? Como hacemos habitualmente en Cinemascomics.com, aquí dejamos la sinopsis oficial del cómic a través de su página web. ¡Allá vamos!

Portada de Daredevil: Cruel e inusual (Marvel Saga)

Todavía recuperándose de las consecuencias de su batalla contra Mister Miedo, un viejo amigo reaparece en la vida del Diablo Guardián para reclamar su ayuda. Alguien al que conoce está condenado a muerte por terribles crímenes, pero se niega a apelar la sentencia. ¿Cuál es el verdadero motivo? Para descubrirlo, Daredevil contará con el apoyo de una de las más recientes incorporaciones al elenco de secundarios de la serie: la detective privada Dakota North. Ed Brubaker se reúne con su viejo amigo Greg Rucka, el guionista junto al que construyera la legendaria serie de culto ‘Gotham Central’, en el siguiente episodio en las aventuras del Diablo Guardián. A los lápices, les apoya Michael Lark, mientras que otras historias de este volumen se completan con la participación de Paul Azaceta, Ande Parks y Chris Samnee.

Lentamente, como un asesino en serie frío y calculador, Ed Brubaker y Greg Rucka han cocinado la historia de Matt Murdock para que toda esa felicidad que habían propagado en los números anteriores se disipara y volatilizara de un plumazo. En ‘Daredevil: Cruel e inusual’, el lector recoge los pedazos de ese héroe caído (otra vez) que debe aprender a levantarse (otra vez) con sangre en los puños.

De un tiempo a esta parte, convertir la vida de Matt Murdock en un infierno propio de la torturada creatividad de Goethe o Haruki Murakami ha pasado a ser un clásico de Marvel Comics. Por eso, en ‘Daredevil: Cruel e inusual‘ hay mucho de cruel, pero muy poco de inusual. Los lectores ya nos hemos acostumbrado a nadar entre las sombras del Hombre sin Miedo, a ahogarnos en su desesperación en un local de boxeo abandonado cerca de Lincoln, en la Cocina del Infierno. Sin embargo, Ed Brubaker y Greg Rucka no quisieron sumergir ni al personaje ni a los lectores en ese abismo que es el diablo y prefirieron cocinar a fuego lento la introducción en la nueva desesperación a la que el abogado de día y justiciero enmascarado de noche debía hacer frente.

Fan art de Daredevil

Daredevil: Cruel e inusual‘ es el resultado de un trabajo de guion inteligente y esforzado —para nada forzado— con el que ambos historietistas lograron hacernos creer que las cosas podían ir verdaderamente bien para el Hombre sin Miedo, incluso funcionar… Pero no. Es ese golpe de efecto, el plot twist definitivo en el que todos los elementos previamente incluidos en la narración encuentran todas las piezas del puzzle y empiezan a brillar. Lo malo es que no lo hacen con mucho brillo, sino todo lo contrario. El nuevo episodio del Diablo de Hell’s Kitchen es novedoso en el continente, pero no en el contenido. Puede sorprendernos el formato, el intento de auxilio y evasión de llamada de socorro previo a este tomo 19 de Marvel Saga en Panini Cómics. Pero el resultado sigue siendo el mismo: la nueva inmersión en la oscuridad, el nuevo baila entre las sombras de un hombre que sólo es capaz de destacar cuando más hundido está. Un mal necesario, como Elektra.

Deja volar tu imaginación ¡Exprésate!

E-mail is already registered on the site. Please use the Login form or enter another.

You entered an incorrect username or password

Sorry that something went wrong, repeat again!