Cómics / Raptor. Un nuevo mundo para la imaginación de Dave McKean
Cómics

Raptor. Un nuevo mundo para la imaginación de Dave McKean

El gran Dave Mckean crea todo un nuevo universo en su nueva obra, Raptor. Fantasía, amor, responsabilidad y mucha magia en un libro editado por ECC en España.

En Raptor, Sokol vagabundea por un mundo donde el tiempo parece haberse detenido. Es un cazador de monstruos, ayuda allá donde se le necesita, por un precio. Su vida transcurre en una tierra extraña, mágica, donde lo extraordinario puede ocurrir, un mundo medieval enterrado en sombras y humo. A veces, se toca con otro universo. Y así es como Arthur conoce la magia. Tras la pérdida de su mujer, el amor perdido, la melancolía y el dolor lo lleva a jugar con sectas y logias ocultistas, y así conoce a Sokol.

Raptor. Una novela gráfica de Sokol es la nueva obra de Dave McKean, el polifacético autor crea un escenario nuevo para poder contar sus historias. Mezclando fantasía, en un ambiente que parece que sueña sobre sí mismo en ocasiones, el autor despliega su increíble arte para dar forma a una historia sobre la pérdida, el amor, y la responsabilidad.

La trama se desarrolla en dos líneas que discurren de forma paralela. La de Sokol, que muestra su mundo y su trabajo, cazar monstruos. Y la de Arthur, en la que conocemos dónde puede llevar la desesperación por la pérdida del ser amado. Las diferencias entre los personajes no se buscan por comparación, si no por desarrollo. Ambos recorren caminos que convergen, llegando a un momento de descubrimiento para ambos, y de cambio.

McKean no complica la historia con giros radicales, la trama es sencilla y rica en detalle. Cada situación deja un mensaje y su arte deja claro que cada página muestra mucho más que lo que leemos. Es poderoso el dibujo del británico, y transmite tanto que el sueño de Sokol se vuelve la realidad el lector, y las brumas de la conciencia dispersa de Arthur toman formas en miedos y reproches.

Como siempre, el autor hace gala de un gran número de estilos y formas estéticas. Lápiz, pluma, acrílico, óleo, collage, todo tiene su momento y su relevancia. El mundo casi onírico de Sokol, el mundo anclado en el realismo de Arthur, intercambian posiciones, se mezclan con terceros estilos, y se unen en collages cuyos diferentes niveles dan una profundidad apabullante a las páginas.

No se puede contar mucho de la obra sin descubrir muchos de sus puntos más fuertes. La búsqueda de sentido en la pérdida, en la vida, en el mundo, la búsqueda de soluciones rápidas, la corrupción del poder, hay tantos temas expresados en tan pocas páginas, con tan solo pinceladas. Dave McKean es capaz de expresar a través de su arte los temas que necesita, mostrando muchísimo, sin olvidarse de contar su historia.

Raptor es una obra que no a todos le gustará, la estética es muy propia del pintor, y si no es de tu gusto es difícil que entres en el cómic. Pero si puedes abstraerte dentro del arte, encontrarás una obra intensa, que cuenta muchísimo con muy poco, pero que usa una cantidad increíble de recursos estéticos y pictóricos.

Te recomendamos