Inicio Cine Muere H. R. Giger, el padre de Alien

Muere H. R. Giger, el padre de Alien

Compartir

El artista diseñador y creador del Alien de Ridley Scott muere a los 74 años de edad.

Nacido en Coira, Cantón de los Grisones, Suiza, en 1966 comenzó a trabajar como diseñador de interiores. A partir de 1968 Giger se dedicó exclusivamente al arte y sus primeras obras fueron publicadas hacia 1969, participando también en la parte artística de algún cortometraje, como Swissmade – 2068 (Fredi M. Muller, 1969). Durante esa época mantuvo una relación con la artista Li Tobler, con quien grabaría varios cortos. El suicidio de su amada en 1975 marcó para siempre la obra de Giger. Se casó con Mia Bonzanigo en 1979, separándose de la misma un año y medio después.

Giger en el cine

Giger entró en el cine de la mano de Alejandro Jodorowsky, a quien se lo había recomendado el artista Salvador Dalí en Cadaqués en 1973, para su proyecto de la adaptación cinematográfica de la novela de ciencia ficción Dune, proyecto que finalmente no salió adelante y en el que trabajó con el también desaparecido Moebius, el guionista y diseñador de la película Ed O’Bannon, fue quien incorporó a Giger al equipo de ‘Alien el octavo pasajero’ en 1978. Hay un documental de 2013 titulado ‘Jodorowsky’s Dune’ que emplea un enfoque similar al empleado por Terry Gilliam en ‘Lost In La Mancha’.

Desde entonces, 1979, Giger fue conocido entre el gran público por diseñar y desarrollar, junto a Carlo Rambaldi, la criatura y algunos escenarios de la película de Ridley Scott, basándose en sus propias obras pictóricas anteriores, como “Necronom V”. Por este trabajo obtuvo en 1980 el Oscar al mejor diseño escénico.

En el ámbito cinematográfico también participó en ‘Poltergeist II’ (Brian Gibson, 1986), de la que quedó bastante desilusionado por el tratamiento que se le dio a sus diseños. Posteriormente trabajo en los diseños de ‘Alien 3’ (David Fincher, 1992), ya que James Cameron había rechazado su participación para los diseños deAliens, el regreso’ (1986). También participó en el diseño ‘Species’ (Roger Donaldson, 1995), siendo su último trabajo en el cine ‘Prometheus’ film con el que volvió a trabajar a las ordenes de Ridley Scott.

Los trabajos de H.R. Giger han sido usados en las portadas de muchos libros y discos. Giger también ha sido diseñador de videojuegos como Dark Seed (1992) y Dark Seed II (1995), una aventura gráfica de tintes lovecraftianos.

H.R. Giger
H.R. Giger

En la ciudad de Gruyères, en Friburgo (Suiza) existe un museo que repasa toda la obra de H. R. Giger.

“Mis pinturas parecen hacer la impresión más fuerte en las personas que son, bueno, que están locos”, dijo Giger en una entrevista de 1979 con la revista Bitácora. “Si les gusta mi trabajo son creativos… o que están locos.”

Giger se congratuló de que su idea de las máquinas con la piel humana se convirtió en un motivo popular en los tatuajes. “El elogio más grande, es cuando la gente se tatuaban con mi trabajo, si se hace bien o no”, dijo a una revista en 1994. “Para usar algo como eso toda tu vida es el elogio más grande que puedes recibir como un artista”.

El estilo de H.R. Giger era de aerógrafo creando imágenes surrealista y paisajes que podrían estar sacados de pesadillas, destacan Biomecanoides, cuerpos humanos mezclados con maquinas. Entre las influencias de H.R. Giger se puede destacar el trabajo de tendencia fantástica, simbólica, expresionista u onírica como Johann Heinrich Füssli, Alfred Kubin, Bruno Schulz o de corte surrealista como Ernst Fuchs, Jean Cocteau, Roland Topor o Salvador Dalí, entre otros.

El Museo  H.R. Giger , fue inaugurado en el verano de 1998 en el Château St. Germain, es un complejo de edificios de cuatro niveles en la histórica ciudad amurallada medieval de Gruyères y es el hogar permanente de muchas de las obras más importantes del artista. Sin embargo, su arte no es para todos los públicos. Critic Fritz Billeter escribió una vez que la obra de Giger estaba cargada de un erotismo que tiende a menudo hacia lo impactante y el sádismo que a veces toma la forma de un “culto orgiástico ” .

Tobia Bezzola comisario de la exposición por su 70 aniversario en el Museo de Bellas Artes de Zurich dijo del artista “Giger es para mí uno de los más importantes artistas suizos de la segunda mitad del siglo 2o “.

El mayor problema de Giger fue que no siempre fue apreciado por los especialistas en la cultura suiza por su decisión de participar en las formas de la cultura popular, tales como películas de fantasía o ek diseño de portadas de discos . Y nunca fue reconocido en su país, entre los años  1967 y 1970, fue ignorado cuando solicitó su candidatura para las subvenciones federales .

Obra de H.R. Giger
Obra de H.R. Giger