Netflix

Daniel Craig y Rian Johnson revelan los dos grandes desafíos tras Knives Out 2

Knives Out 2: Glass Onion cada vez está más cerca de estrenarse. Previo a su lanzamiento, Daniel Craig y Rian Johnson compartieron su experiencia detrás de cámaras.

¿Fan de los misterios? Pues la saga moderna de crimen y acertijos más cara de todas vuelve para su segunda cinta. Se trata de Knives Out, que en esta oportunidad llega con El misterio de Glass Onion a . Cabe recordar que la plataforma se hizo con los derechos de la franquicia luego de comprárselos a la Metro Goldwyn Mayer por 450 millones de dólares. Con esta cantidad, la compañía no solo se aseguró la producción, sino que le quitó la distribución a Prime Video. La siguiente entrega arribará cargada de novedades.

También podría interesarte: Imperdible ataque del director de Knives Out 2 a los fans de Star Wars 

Una de las principales modificaciones es el reparto. En la parte anterior, el detective Benoit Blanc interpretado por Daniel Craig resolvía un enigma familiar luego de un asesinato en una mansión. Michael Shannon, Jamie Lee Curtis, Chris Evans y Ana de Armas eran algunos de los miembros de la familia y sospechosos.

Tráiler

Ahora, el genio del misterio reaparece para lo que comenzará como el juego de un millonario excéntrico personificado por Edward Norton y que terminará en una de sus misiones más escalofriantes. Dave Bautista, Kate Hudson, Kathryn Hahn, Ethan Hawke, Madelyn Cline y Jessica Henwick aparecen en el elenco nuevo. Estos artistas harán las veces de un grupo de socialités a bordo de un crucero mortal.

Con una nueva trama de fondo, el protagonista Craig y el director Rian Johnson revelaron los dos principales desafíos detrás de esta nueva película.

Desafío para el director

“Es importante destacar que no estamos haciendo ningún tipo de locuras en ningún momento. Ya sabemos lo que hacemos. Sin embargo, creo que esta vez todo un poco más amplio, pero el desafío difícil para ambos, para mí, fueron las escenas en las que tienes a nueve personas juntas en una habitación hablando entre sí. Regresé y estudié a directores que creo que son maestros en poner en escena grupos de personas en el encuadre. Steven Spielberg es el maestro moderno en cómo escenificar una situación así y mantenerla interesante. Él sabe crear formas con grupos de personas en el encuadre. Vi también a Michael Curtiz u Orson Welles. Son directores que utilizan muy dinámicamente el primer plano, el plano medio y el fondo con personas en escena y lo mantienen dinámico e interesante. Entonces, para mí, diría que es una especie de trampa, no hay una sola toma, pero las escenas en las que hay mucha gente, fue un desafío muy divertido, pero ese fue el mayor desafío”, comentó el cineasta desde el aspecto técnico.

El desafío para Daniel Craig

Por su parte, el actor principal comentó: “bueno, afortunadamente no tengo que pensar en eso de lo que está hablando Rian. Ese es su problema. Pero lo entiendo y entiendo el tipo de trauma, no el trauma, pero lo complicado que puede ser. Lo hace maravillosamente, así que no hay preocupación por eso. No sé. Teníamos todo esto en el primero, cuando recibí el guión, está el desenlace y el tipo de explicación y los largos monólogos, y le dije a Rian, le dije: No quiero dividir esto. A mí me gustaría filmar todo de seguido, pasar el mayor tiempo posible. No quiero seguir cortándolos.

Lo anterior tiene un número de razones. Debido a que mucho va a la voz en off, y estaba realmente preocupado, en mi cabeza, tengo este oído ridículo, siempre puedo escuchar cuando hay un diálogo de más. Es una especie de maldición cuando estás viendo una película porque me puede sacar de la película, y quería que fuera lo más consistente posible. Quería que él pudiera alejarse de mí, que siguiera usando mi voz y que se sintiera como una sola actuación. Así que lo aprendí como una sola pieza y filmamos tomas largas, largas, hasta que la cartelera se agotaba a veces. Todo solo para que pudiera tener una continuidad. E hicimos lo mismo con este. Entonces, por difícil que haya sido, el aprendizaje en línea es como un truco de pony. Cuando la gente me pregunta sobre la actuación, dicen: “¿Cómo te aprendes las líneas?”. Ese es el trabajo. Lo difícil es actuar. Entonces, afortunadamente, él estaba cerca para vigilarme”, explicó el intérprete destacando sus monólogos característicos en el personaje como la gran dificultad a Collider.

Noticias relacionadas

Te recomendamos

Noticias relacionadas

The Witcher anuncia increíbles noticias de su futuro

David Lorao

Netflix intentó censurar una parte de Miércoles

David Larrad

Gwendoline Christie vuelve a hablar de su papel en Miércoles