Noticias / Cine / King’s Man: La Primera Misión: Análisis del Blu-Ray
CineDVD-Blu Ray

King’s Man: La Primera Misión: Análisis del Blu-Ray

Analizamos en Cinemascomics el Blu-Ray de King’s Man: La Primera Misión, la precuela de la imprescindible Kingsman: Servicio Secreto

En Cinemascomics hemos analizado la edición doméstica en Blu-Ray de King’s Man: La Primera Misión, la nueva cinta dirigida y coescrita por Matthew Vaughn, cineasta también responsable de las dos cintas anteriores de la franquicia, basándose en los personajes creados por Mark Millar y Dave Gibbons. Esta nueva historia funciona como precuela y se ambienta en los meses previos al inicio de la Primera Guerra Mundial, contando el origen de la organización secreta Kingsman.

King’s Man: La Primera Misión cuenta con un guion firmado también por Jane Goldman y Karl Gajdusek. La cinta ya está disponible en Blu-ray (edición básica en caja amaray y en caja metálica), DVD, compra y alquiler digital y en la plataforma de streaming Disney+, sin coste adicional.

Del siempre sorprendente cineasta Matthew Vaughn (X-Men: Primera Generación) llega este thriller de acción y comedia, que cuenta la estimulante historia del origen de Kingsman, la primera agencia de inteligencia independiente del mundo. Al borde de la Primera Guerra Mundial, un grupo de los peores tiranos y criminales de la historia se reunirán en secreto para planear una guerra que acabe con países y con los hombres que los gobiernan. Sin embargo, el Duque de Oxford (Ralph Fiennes) tendrá un plan para desbaratar este complot internacional.

La película cuenta en su reparto con Ralph Fiennes (Sin Tiempo Para Morir), Harris Dickinson (Maléfica: Maestra del Mal), Djimon Hounsou (Capitana Marvel), Gemma Arterton (Hansel y Gretel: Cazadores de Brujas), Rhys Ifans (Spider-Man: No Way Home), Charles Dance (Juego de Tronos), Tom Hollander (Bohemian Rhapsody), Matthew Goode (Stoker), Daniel Brühl (Falcon y el Soldado de Invierno), Aaron Taylor-Johnson (Tenet), Stanley Tucci (La Bella y la Bestia) y David Kross (El Héroe de Berlín), entre otros.

King’s Man: La Primera Misión se muestra en su versión en Blu-Ray con diversos extras, que hemos analizado para los lectores de Cinemascomics. El análisis del Blu-Ray, con más de dos horas de contenido adicional, está completamente libre de spoilers, por si aún no has tenido la oportunidad de ver la película y quieres saber qué extras contiene.

Tráiler:

Especificaciones Técnicas del Blu-Ray

  • Compañía: The Walt Disney Company (20th Century Studios)
  • Calificación por edades: No recomendada para menores de 16 años.
  • Zona: B.
  • Estuche: Caja amaray (1 disco).
  • Tipo de formato: 16×9
  • Aspect ratio: 2.39:1
  • Duración: 131 min. aprox.
  • Título original: The King’s Man

Idiomas:

  • DTS Digital Surround 5.1: Español
  • Dolby Digital Plus 7.1: Inglés

Subtítulos:

Español, Polaco, Checo e Inglés codificado para sordos.

Extras:

The King’s Man: The Great Game Begins:

Una generación perdida (12 minutos):

El director, productor y coguionista Matthew Vaughn quería enseñarle al público el origen de Kingsman, aunque el plan inicial era hacer una serie de televisión. La primera idea era hacer una película de época que fuera épica, reflejando de paso la locura de entonces y la locura del mundo actual.

A su vez, el cineasta confiesa que la película es un guiño a la película de John Huston, El Hombre Que Pudo Reinar (1975). Prosigue hablando de las diferencias entre esta entrega y las dos anteriores, así como las referencias a ellas, como la sastrería Kingsman, el Oxford Hall y el espionaje, pero todo distinto al transcurrir un siglo antes.

Por otra parte, el director y guionista asegura que siempre escribe con los actores ya en mente, y le pasó con Ralph Fiennes, aunque sea un Kingsman raro, es un actor muy serio pero con un humor muy perverso. El propio actor asevera que Matthew Vaughn es un director que deja a los actores aportar su granito de arena, y compara la relación padre-hijo de su personaje en esta película con la de mentor-pupilo de Kingsman. Junto a esto, el director ahonda en la subtrama de la Primera Guerra Mundial y cómo le interesaba representar a esa gente que susurra en la sombra y mueve los hilos, donde Rasputin le pareció el villano perfecto, no teniendo que exagerar porque la realidad ya era magnífica, que está interpretado por Rhys Ifans.

La oportunidad de sentar las bases de la organización Kingsman era un juego muy divertido, donde poder entrelazar lo con los hechos de la Primera Guerra Mundial no tenía desperdicio, indica Darren Gilford, diseñador de producción. Así, explica el proceso de investigación y documentación para ser lo más precisos y responsables posible, evaluando constantemente donde ser fieles a hechos históricos y dónde tenían más margen.

El elenco de actores (19 minutos):

Para el director el casting es básico, porque si no lo eliges bien, da igual lo buenos que sean el resto de elementos, que sin los actores adecuados se arruina todo. Para el cineasta, el hecho de contar con Ralph Fiennes, que también ha dirigido, ayuda a observar detalles que él ha podido pasar por alto, ayudando a mejorar la escena.

Del actor protagonista indican que es el estereotipo total del caballero inglés y Ralph Fiennes le aporta al personaje una gran seriedad, ayudando muchísimo a sus compañeros y guiando a los jóvenes en las escenas.

Respecto al resto del reparto, el director buscó intérpretes que ya consideraba un 90% aptos para su personaje, y no construir el personaje desde cero. De este modo, el director asegura que Harris Dickinson lo clavó en el casting, a pesar de venir de un barrio normal de Londres y no tener ascendencia aristocrática. Sin embargo, el cineasta comenta que el actor fue encantador a la vez que noble, pero también era ingenuo.

Respecto de Gemma Artenton, el director expresa que tiene todas las armas que necesita una buena actriz, con interpretaciones brillantes, siendo divertida, se le dan bien los acentos, saber luchar, cantar y bailar. La propia actriz define a su personaje como “una Mary Poppins cañera”. En cuanto a Djimon Hounsou, asevera que es uno de esos actores a los que el director les puede poner ante una cámara y no necesita improvisar nada, aportando profundidad y nobleza a todo lo que hace. Por su parte, que Tom Hollander interpretase tres papeles, como el Rey de Inglaterra, el Káiser y el Zar, fue maravilloso para el cineasta. Una opinión que comparte el propio actor, que le pareció una idea divertidísima encarnar los tres personajes, por lo que aceptó inmediatamente, aunque no le paguen el triple, reconoce con lamento irónico. Así pues, sus compañeros de reparto destacan lo bien que lo hace, lo gracioso que consigue ser y cómo logra diferenciar los acentos de cada personaje.

Finalmente hablan de los villanos de King’s Man: La Primera Misión, empezando por Rhys Ifans, el cual estaba encantado con encarnar a Rasputín, porque siempre le ha obsesionado esta figura histórica; así como también de Daniel Brühl, confesando el director que es de sus actores favoritos, el cual habla de que le recuerda la película a cuando rodó Malditos Bastardos con Quentin Tarantino, porque altera hechos históricos y mezcla personajes reales y fascinantes con otros ficticios, logrando que todo tenga sentido. Mientras que a la actriz Valerie Pachner le encanta encantar a la seductora espía Mata Hari y formar parte del grupo de los malos. Junto a ellos también hablan de otros secundarios, como Matthew Goode, Charles Dance, Stanley Tucci y Aaron Taylor-Johnson, y todo lo que aportan a la historia.

Todo el mundo es un escenario (27 minutos):

Hablan del equipo técnico, destacando la labor del director de fotografía Ben Davis, con quien el director ya coincidió en Kick-Ass: Listo Para Machacar. El propio Ben Davis indica que le encanta trabajar con Matthew Vaughn, porque sabe desglosar la escena y en su trabajo hay mucha planificación, pero también mucho instinto. Además, recalca que también hay muchos guiños visuales constantemente a las dos entregas anteriores, no sólo en diálogos sino también en secuencias y objetos que aparecen en pantalla.

Por otro lado, hablan del vestuario, siendo Michele Clapton la diseñadora de vestuario de la película, que saca el máximo partido al estilo Kingsman, de sastrería elegante y fina. De este modo, la propia Michele Clapton confiesa que prefiere los diseños de época a los actuales, y que le sorprendió que el director quisiera respetar al máximo el periodo en que se ambienta la cinta. Tuvo suerte de encontrar un muestrario de tejidos de 1912 que estaba en perfectas condiciones. Para la película convirtieron la sastrería Huntsman en Kingsman. A su vez, la diseñadora explica los motivos por los que eligió cada traje, diseño y tela para cada personaje y por qué encajaba en su carácter. Además, para ella fue esencial tener un ayudante experto en moda militar, porque al no controlarlo, su creatividad se hubiera visto muy limitada, por miedo a equivocarse, pero fue un reto muy interesante investigar cada uno de los estilos militares.

Por otro lado, Jenny Shircore fue la responsable en King’s Man: La Primera Misión del departamento de peluquería y maquillaje, donde tuvieron que ilustrar el aspecto militar eduardiano inicial, con gran atención a los bigotes, añade Ralph Fiennes. La propia Jenny Shircore explica la responsabilidad de recrear fielmente a personajes históricos, mostrando algunos de los aspectos alternativos que barajaron para los personajes principales. Y uno de los más importantes, debido a su complejidad, era retratar el cambio físico de Tom Hollander a la hora de interpretar al Rey Jorge, al Kaiser Wilhelm y al Zar Nicolás.

Prosiguen hablando del trabajo realizado por el diseñador de producción Darren Gilford, con quien ya coincidió el director en Kingsman: El Círculo de Oro, y no dudó en ofrecerle el puesto para esta precuela; el cual habla de los elementos que coinciden en esta entrega con las anteriores. Junto a esto, habla del desafío que supuso construir el set del Palacio de Verano, para la gran escena de Rasputin. Pero también fue un reto la construcción de la Tierra de Nadie y de las trincheras, donde en realidad sólo crearon un set de trincheras, que iban retocando las superficies para que parecieran diferentes. Para no tener que cavar agujeros en el suelo, se les ocurrió en el plató construir unas paredes a ras de suelo, para poder maniobrar y mover material con mayor facilidad. Sin embargo, para las escenas de acción en la Tierra de Nadie, utilizaron un solar vacío, en White Waltham, que es un aeródromo, y utilizaron una superficie equivalente a cuatro campos de fútbol.

Por otra parte, necesitaban escenarios para recrear las calles de Sarajevo y los interiores de los palacios rusos, donde Turín resultó ser la solución perfecta para ambas cosas. También fueron a Rusia, a buscar interiores para San Petersburgo y para el palacio de Yusúpov. Así, buscaron interiores grandiosos que encajarían en ese estilo barroco, donde Turín volvió a servirles, tanto para escenificar Serbia como Rusia. Mientras que para el ascensor de la guarida del villano, aunque parece que sirve para subir con las poleas y manivela que se ven en la cinta, en realidad se controlaba con grúas enormes en voladizo, colocadas a las afueras del set.

Instrumentos de guerra (17 minutos):

Mientras vemos la comparativa entre la preparación de las coreografías por los especialistas y el resultado final visto en pantalla, el director confiesa que diseñar y preparar escenas de acción es divertidísimo. En cambio, rodarlas le parece superaburrido, difícil y pesado; por lo que se lo deja al director de la segunda unidad y coordinador de especialistas, Brad Allan.

De este modo, mientras nos cuentan cómo lo diseñaron todo, vemos algunas previsualizaciones con los especialistas de las diferentes escenas de acción de la película. Una vez logran que la secuencia sea tal y como la desean, pasan esa información al departamento de utilería y al de efectos especiales, para que puedan empezar a trabajar en ellas. Así pues, vemos el trabajo de utilería realizado por los maestros Ty Teiger y Alex Boswell, con las diferentes armas diseñadas para los personajes, con distintas versiones de cada una, dependiendo de lo necesario para la escena, habiendo versiones de goma, acero o más y menos ligeras.

A continuación, vemos cómo auténticos cosacos mostraron estilos de danza tradicionales para que fueran empleados por Rasputín en sus escenas de lucha. Un aprendizaje de las coreografías y un sinfín de tomas que casi agotan por completo a Rhys Ifans, según relata el propio actor. Una opinión que comparten también Djimon Housou y Ralph Fiennes, por lo que todos se alegran de haber contado con dobles de acción para las secuencias más complejas, exigentes y peligrosas. Aún así, Ralph Fiennes confiesa que es muy celoso con su actividad física y pretendió hacer el mayor número de escenas posibles que le permitieron, que calcula que fue un 80% del total.

Por otra parte, el actor Harris Dickinson explica cómo rodó su gran escena en la Tierra de Nadie y la gran ayuda que recibió también de su doble de acción, hablando de la coreografía y planificación de la secuencia. Mientras que la actriz Gemma Arterton indica que tuvo que aprender a manejar y moverse con un fusil Enfield, el P14 pero modificado con una mira especial, para realizar las escenas de acción de su personaje, Polly. Junto a esto, comentan la dificultad para conseguir las armas de la época, como los fusiles de los soldados o la espada Victoria Regina que usa Oxford o la Steyr-Hahn, una pistola de 9mm del año 1907. Pero también repasan otras armas y utensilios, como el crucifijo de Rasputín o las diferentes versiones de la empuñadura del bastón-espada que usa Oxford.

La fortuna favorece a los audaces (12 minutos):

Vemos el trabajo de creación de la banda sonora original de la mano de Matt Margeson y su orquesta, el cual explica que dado que el director no pudo darle el mismo toque que a las entregas anteriores, buscaron un tono más serio y acorde a la época en la que se ambienta a la cinta, con una orquesta más tradicional.

Matthew Vaughn confiesa que quería una música estilo John Barry, sin pistas temporales. A su vez, el compositor comenta lo mucho que se implicó el director en la música y cómo le gustaba explorar cosas nuevas. Por su parte, el co-compositor Dominic Lewis habla del gran oído musical del cineasta.

Matt Margeson explica que el compositor de las dos primeras entregas, Henry Jackman, no estaba disponible, por lo que Matthew Vaughn y él exploraron a quien contratar para que ayudase en la composición, porque toda la implicación del director conllevaba una gran carga de trabajo y hacían falta dos compositores, por lo que no dudaron en contar con Dominic Lewis.

De este modo, vemos cómo el director iba cambiando escenas y pidiendo reescribir temas musicales, por lo que tuvieron que grabar varias versiones musicales para la mayoría de escenas. Tras ver varios montajes musicales de diferentes escenas, nos cuentan que fue a Matthew Vaughn a quien se le ocurrió usar a Tchaikovsky para la gran pelea de Rasputin.

Larga vida a The Kingsman (4 minutos):

Matthew Vaughn asegura que cuando una historia le gustaría verla como espectador, entonces decide dirigirla. Ante esto, el reparto habla del toque del director, de cómo añade ficción con mucho estilo a hechos históricos. Pero también sienta las bases para hacer una secuela de la precuela.

Tierra de Nadie: Desglose de la secuencia de la pelea silenciosa con cuchillos (16 minutos):

Vemos cómo se preparó la escena en King’s Man: La Primera Misión de la lucha nocturna con cuchillos en Tierra de Nadie, donde nos muestran las diferentes fases, desde los storyboards iniciales, la preparación de la coreografía, el rodaje y la comparación con el montaje final; explicando, a su vez, el contexto histórico, como el vestuario, las armas y la forma de moverse de los soldados.

Recordar y encontrar un propósito (27 minutos):

Conocemos en profundidad organizaciones increíbles como The Royal British Legion y Help for Heroes, dos recursos con sede en el Reino Unido, destinadas a la recuperación, el bienestar y el empleo de los veteranos de guerra. También podemos escuchar los motivos por los que Matthew Vaughn apoya firmemente su misión.

Red Band Tráiler oficial de King’s Man: La Primera Misión (2 minutos)

Te recomendamos

Noticias relacionadas

Película de Super Mario Bros. ya tiene primer póster y fecha para tráiler              

Sebastián Hernández

Doctor Strange en el Multiverso de la Locura: Análisis del Blu-Ray

Edu16k

La Monja 2 tiene muy buenas noticias para los fans del terror

David Lorao