Noticias / Cine / Ian McKellen reveló estar muy orgulloso de Elliot Page
Cine

Ian McKellen reveló estar muy orgulloso de Elliot Page

Ian McKellen reveló estar muy orgulloso de Elliot Page

Tras la noticia de Elliot Page, el actor Ian McKellen decidió dedicarle unas palabras a su ex compañero de X-Men.

En diciembre, Elliot Page le anunció al mundo que era transgénero a través de un emotivo comunicado: “Me siento afortunado por estar escribiendo esto. Por estar aquí. Por haber llegado a este lugar en mi vida”. Desde de aquel momento, el actor no paró de recibir muestras de afecto por parte de los fanáticos y gente de Hollywood. Ahora a este listado se sumó Ian McKellen.

Su compañero de X-Men, Ian McKellen, le dedicó unas palabras en medio de una entrevista en la revista Attitude que compartió con Jonathan Bailey, protagonista de la serie Bridgerton de Netflix. Ante este suceso, Ian afirmó estar “muy contento” por Elliot Page y muy decepcionado consigo mismo por no haber sido más empático cuando coincidieron en las películas de los mutantes de Marvel.

Las palabras del actor

“Todo mejora porque ganas confianza en ti mismo. Así mejoras en términos de relaciones, amigos de todo tipo, familia, si eres afortunado. Y en mi caso, creo que en cualquier caso, tu interpretación está destinada a cambiar y mejorar. Recuerdo que Elliot Page, en una de las películas de ‘X-Men’, se sentó tan cerca como estamos tú y yo ahora. Yo tenía que hablar cuando terminara, y no podía escuchar nada de lo que decía. Nadie podía escuchar lo que decía. Así que le dije ‘mira, si no puedes hablar más alto, ¿podrías bajar tu mano cuando termines de hablar para que yo sepa que has terminado de hablar?'”, comenzó diciendo Ian McKellen.

“Luego salió del armario años después y de repente no podía dejar de hablar. Lo oías todo. Y ahora… es Elliot. Y estoy tan feliz por Elliot. Y tan decepcionado conmigo mismo por no haber detectado cuál era la dificultad en su comunicación”, comentó. Por otra parte, Ian McKellen recordó cómo su salida del armario afectó a su interpretación: “Una de las primeras obras de teatro que hice después de salir del armario fue ‘Uncle Vanya’ en el Teatro Nacional. Me descubrí en el tercer acto, cuando Vanya está en el punto más alto de su desdicha, empezando a llorar. Nunca había podido llorar, pero ahora sí porque era más yo, mi yo real”.