RESEÑA MANGA: Hasta que la muerte nos separe Vol. 5 RESEÑA MANGA: Hasta que la muerte nos separe Vol. 5
Cómics

Hasta que la muerte nos separe Vol. 5: un filo que no corta, se embota

Hasta que la muerte nos separe Vol 5 ECC Ediciones

Hasta que la muerte nos separe Vol. 5. Mamoru y Haruka desaparecen, y Element Network desconfía del samurái ciego. Mr. Wiseman sigue buscando a los patrones en la sombra del justiciero y Turus solo desea venganza. Todos tienen su objetivo, y todos llevan a un enfrentamiento. Y no todos sobrevivirán.

Nos acercamos al ecuador de Hasta que la muerte nos separe, y la trama sigue añadiendo nuevos elementos. Poco a poco conocemos más de la organización Element Network y sus fundadores, sus metas, tan claras en un principio, parecen emborronarse cuando no siguen las líneas establecidas. Mamoru no es un agente al uso, y controlarlo para aprovecharse de su habilidad, empieza a ser más costoso que sus resultados. Y eso implica deshacerse de las perdidas.

Hasta que la muerte nos separe Vol 5 cover

Nos encontramos con un tomo que añade a la trama varios elementos que cambian la perspectiva del conjunto. Ahora que estamos conociendo el origen del protagonista el guionista Hiroshi Takashige nos muestra la configuración de la sociedad que apadrina a nuestro protagonista. Una ampliación que era necesaria para que el manga mantuviera el interés, todo el planteamiento se basaba en una figura rebelde que solo sigue sus reglas, enfrentada a los criminales, Element Network parecía que se resignaba a dejarle hacer, pero siempre hay un límite. Poco a poco este cómic de acción se llena de elementos que configuran una historia mas compleja que solo la lucha contra el crimen que se planteaba como objetivo último.

Hasta que la muerte nos separe es indudablemente un manga de acción, en el que lo más importante son las escenas de lucha, pero sin un trasfondo no sería nada más que un buen dibujo de gente peleando. Los personajes principales son fácilmente comprensibles, sin dobleces, como suele ocurrir en el manga japones, pero las intenciones, el método, es lo que perfila las personalidades de cada uno, desde el guerrero, la protectora, el guardián tecnológico o el vigilante. Tras 5 tomos todo está preparado para un gran enfrentamiento, contra el enemigo que hemos visto durante todo el desarrollo, y se ve en el horizonte otro, con el aliado que no parece ser tan aliado.

UN MANGA QUE FUNCIONA A TODA VELOCIDAD

Hasta que la muerte nos separe

El arte de Double S ha evolucionado durante toda la serie, ganando velocidad y detalles, sobre todo en gestualidad y en los pequeños detalles que muestran lo que los textos o acciones directas no cuentan. Aunque con un trazo muy definido, y con detalles reservados a apartados muy específicos, armas, tecnología, vehículos, simplifica en la acción, buscando el desarrollo dinámico de la misma. Aunque el guion tiende a la expansión, el dibujo es concreto, no gasta escenas en introspecciones que detengan el ritmo, cuando necesite pensar el personaje y el lector, será cuando no haya un arma desenfundada, si hay pelea, el ritmo es endiablado, histérico por momentos.

En el manga el ritmo, el tono, y la fuerza d ellos personajes guían la historia, que suele gustar d ellos giros y descubrimientos según avanza. Pero Hiroshi Takashige y Double S no venden toda la trama al ritmo, buscan personajes con los que podamos empatizar a algún nivel, incluso en los más extremos, par que no abandonemos un carro que empieza a acelerar. Hasta que la muerte no separe es un manga de acción pura, con detalles criminales, y ese uso de la tecnología que tanto gusta a los nipones, rozando la ciencia ficción en ocasiones, en el que los personajes son simplemente lo que aparentan, porque si cada uno de ellos tuviera mil giros, la estructura de entregas semanales seria engorrosa, densa, aburrida, y lo que menos es este manga, es eso, aburrido.