Inicio Cine De los productores de INSIDIOUS, llega THE BAY

De los productores de INSIDIOUS, llega THE BAY

1133

Desde Aurum nos llega el primer tráiler de THE BAY, película producida por los responsables de Paranormal Activity e Insidious

Poster de THE BAY
Póster de THE BAY

Dirigida por Barry Levinson (El hombre del año, Algo pasa en Hollywood, Esfera). El film esta grabado en forma de mockumentary, tema que ya tratamos de mano de nuestro colaborador Gerard Fossas en el Nº13 de nuestra revista digital.

 

En THE BAY, el pintoresco pueblecito costero de Claridge, en la Bahía de Chesapeake, vive del mar, es el sustento de la comunidad. Cuando dos investigadores biológicos franceses un nivel asombroso de toxicidad en el agua, intentan advertir al alcalde, pero este se niega a provocar el pánico en el tranquilo pueblo. Como consecuencia, se desata una letal plaga que infecta a los habitantes de Claridge con una variedad mutante de parásitos capaces de hacerse con el control de sus mentes y, en última instancia, de sus cuerpos. THE BAY es una brutal y espeluznante película de monstruos para el siglo XXI que recoge la historia de cómo un pequeño pueblo se ve sumido en el más absoluto terror.

El film se estrenará en USA el 2 de noviembre.

Desde que tengo uso de razón siempre me he sentido atraído por el dibujo, los cómics y sobre todo el cine, culpa de esta afición la tiene “Star Wars: Episodio IV”, me sentí fascinado por la gran cantidad de naves espaciales que aparecían en ella y todo el mundo creado por George Lucas, la escena de la nave corellia perseguida por un crucero imperial que avanzaba hasta llenar la pantalla fue impactante. La música de John Williams era pegadiza y fácil de recordar, ya para entonces recuerdo mis colecciones de cromos y los muñecos de la saga. Otra gran influencia han sido los cómics, en concreto las ediciones de Vertice de Spiderman, La patrulla X, Los Vengadores, Los 4 fantásticos, con los que aprendí a dibujar copiando las viñetas de John Romita Sr. y Jack Kirby. Así que no era de extrañar que terminase estudiando en la escuela de artes de Zaragoza.