Inicio Series de televisión ‘Da Vinci’s Demons’: un entretenido cóctel de géneros

‘Da Vinci’s Demons’: un entretenido cóctel de géneros

2591
Wallpaper oficial de la serie 'Da Vinci's Demons'
Wallpaper oficial de la serie ‘Da Vinci’s Demons’

‘Da Vinci’s Demons’ ha llegado a España de la mano de Fox. La producción se estrenó en el canal de cable estadounidense Starz el 12 de abril. Era una de sus grandes apuestas para la ‘midseason’ y, cumpliendo con las expectativas, fue magníficamente acogida por la audiencia, convirtiéndose en el estreno más visto del fin de semana para la cadena, con más de dos millones de espectadores. Y como Starz es una cadena de cable, y le gusta la serie, pues ya está confirmada su segunda temporada. Así de rápido y así de fácil, benditas cadenas de cable que creen en sus proyectos y apuestan por ellos.

A cargo del guión tenemos nada menos que a David S. Goyer, guionista de cómics y obviamente más conocido por sus guiones de cine como la muy esperada ‘El hombre de acerdo’ o la mítica trilogía sobre Batman dirigida por Christopher Nolan.

La ficción nos presenta a un Leonardo joven (interpretado por Tom Riley), de tan solo 25 años, ya con sus geniales invenciones, tanto artísticas como tecnológicas. La trama tiene dos variantes, la situada en el presente (histórico) de Da Vinci, en la que el joven no para de dar rienda suelta a su ingenio e intenta ganarse la confianza de las altas esferas de Florencia. Este arco narrativo será el que aporte la acción, las aventuras, el romance… Por otro lado, tenemos al Leonardo atormentado en busca de sus orígenes, mostrándonoslo a través de ‘flashbacks’ o sueños del protagonista, todo ello envuelto en un  halo de misterio e intriga.

La serie tiene su calidad, una buena factura técnica y arriesgan con escenas de exteriores. Eso sí, olvidaros de rigor histórico, esto de poner a Leonardo Da Vinci como un seductor de féminas siendo que todos sabemos que era gay ha molestado a muchos. Utilizaron el nombre para atraer a un determinado número de personas, y estas que se acercaron a la serie por el nombre son las que han puesto el grito en el cielo. La verdad es que podían haber hecho la misma historia cambiando el nombre del personaje y no hubiera recibido tantas críticas, pero claro, posiblemente tampoco hubieran seguido el episodio tantas personas, y bueno ya se sabe, no importa si se habla bien o mal, lo importante es que se hable, de esta manera ya tenemos a un cierto número de personas que se van a acercar a la serie aunque solo sea por curiosidad. ¡Ay, cómo somos!

El actor Tom Riley, en un wallpaper oficial de 'Da Vinci's Demons'
El actor Tom Riley, en un wallpaper oficial de ‘Da Vinci’s Demons’

Dejando el hecho de que han transformado a Leonardo a su gusto y semejanza y asumiendo que han cogido de él su ingenio y su nombre, lo aceptaremos como lo que es, un personaje de  ficción, y a partir de ahí empezaremos a disfrutar, o no, de la serie. No puede ser de otra manera.

Para los que solo habéis visto el piloto y os ha parecido lento o no habéis entendido del todo de qué va la serie, os diré que a mí me pasó lo mismo, así que os sugiero que veáis algún episodio más para decidir si os gusta o no. En el segundo episodio se centran mucho más las tramas y el ritmo es más rápido.

Las series de ambientación histórica tienen su aquel, a mí me despiertan interés, aunque sea meramente por pequeñas curiosidades de aquellos tiempos; siempre enriquecen las tramas. Además, si a esto añadimos los inventos del joven Da Vinci, siempre te sacan alguna sonrisilla.

La serie tiene acción (Leonardo no solo es un conquistador, sino que es valiente y ducho con la espada), romance, intriga, misterio… Digamos que es un cóctel que, como poco, garantiza el entretenimiento, que es de lo que se trata, supongo.

Neli Coma
Adicta a las series del otro lado del charco y últimamente descubriendo mi debilidad por la ficción británica. Series de todo tipo, doy oportunidad a casi todo, por eso muchas veces no paso del piloto. Comedia, drama, ciencia ficción, todo lo que merezca la pena ver y algún que otro 'guilty pleasure' también. Algunas a ritmo de emisión y otras en "modo maratón”, como buena seriéfila. Al día de todo lo que ocurre en el panorama televisivo internacional: renovaciones, cancelaciones, audiencias, estrategias de las cadenas…