Inicio Cine Críticas de cine Crítica de ‘Lo imposible’: intensidad, espectáculo y exceso

Crítica de ‘Lo imposible’: intensidad, espectáculo y exceso

406

Crítica de la película ‘Lo Imposible’.

Lo Imposible

En ‘El orfanato’, Juan Antonio Bayona demostró su pericia narrativa para atrapar al espectador. Una habilidad que vuelve a poner de manifiesto y lleva a un mayor nivel en ‘Lo imposible’. Una historia de fuerte poso dramático sobre el ‘tsunami’ que arrasó el continente asiático en 2004. Una ambiciosa propuesta española, presentada en los festivales de San Sebastián y Sitges.

‘Lo imposible’ está acompañada de una masiva campaña de promoción. Ya que no tiene nada que envidiar a las superproducciones de Hollywood. En lo que a espectacularidad, factura técnica y capacidad de emoción se refiere.

El filme ‘Lo imposible’, inspirado en lo que le ocurrió a una familia española en aquella tragedia. Está rodado en inglés y con estrellas anglosajonas con vistas al mercado internacional. Ofrece una intensa experiencia al público, partícipe de la angustia y el sufrimiento de los personajes. Incluye momentos que erizan el vello y que sobrecogen, pero redunda en el exceso melodramático, abusa de lo lacrimógeno y, en cierto sentido, manipula, elementos que le restan autenticidad. Aun valorando su calidad, ‘Lo imposible’ genera sensaciones contrapuestas, síntoma de que se guía por las virtudes y defectos del drama enmarcado en el cine de catástrofes.

Efectos especiales y gran guión, la propuesta de ‘Lo imposible’:

J. A. Bayona, apoyado en un guion de su colaborador Sergio G. Sánchez, sumerge al espectador en un viaje emocional alusivo a las penurias que vivió la familia protagonista en su lucha por el reencuentro después de que el ‘tsunami’ engullera Tailandia. La película refleja con brillantez el horror de la devastación en una primera parte centrada en la supervivencia y en la que los sobresalientes efectos visuales y el apartado técnico juegan un papel determinante.

El largometraje acierta al mostrar el carácter imprevisible de las tragedias, que pueden afectar a cualquiera. Una tesitura en la que el hombre queda a merced de la suerte. Mediado el metraje, ‘Lo imposible’ transita por el sendero del melodrama ya más convencional. Por esa combinación de drama y espectáculo, se ha comentado que el estilo de Bayona recuerda al de Steven Spielberg. Comparaciones aparte, la producción evidencia que el catalán sabe dirigir y mantener la tensión.

Como se ha indicado, ‘Lo imposible’ tiene picos de gran intensidad, si bien cae en el énfasis (palpable en el uso de la banda sonora), recurso que hace que surjan las dudas en torno a la honestidad de la película. En cuanto al reparto, las estrellas Ewan McGregor y Naomi Watts encabezan los créditos, si bien el verdadero protagonista es Tom Holland, el hijo mayor de la familia protagonista, quien lleva sin problemas el peso de la narración.

Del 1 al 10, de nota le ponemos un 7 a ‘Lo imposible’.

Desde que tengo uso de razón siempre me he sentido atraído por el dibujo, los cómics y sobre todo el cine, culpa de esta afición la tiene “Star Wars: Episodio IV”, me sentí fascinado por la gran cantidad de naves espaciales que aparecían en ella y todo el mundo creado por George Lucas, la escena de la nave corellia perseguida por un crucero imperial que avanzaba hasta llenar la pantalla fue impactante. La música de John Williams era pegadiza y fácil de recordar, ya para entonces recuerdo mis colecciones de cromos y los muñecos de la saga. Otra gran influencia han sido los cómics, en concreto las ediciones de Vertice de Spiderman, La patrulla X, Los Vengadores, Los 4 fantásticos, con los que aprendí a dibujar copiando las viñetas de John Romita Sr. y Jack Kirby. Así que no era de extrañar que terminase estudiando en la escuela de artes de Zaragoza.