Inicio Cine Críticas de cine Crítica de 'La gran revancha'

Crítica de 'La gran revancha'

11862

‘La gran revancha’ cuenta con la dirección de Peter Segal, que ha dirigido entre otras “Superagente 86 de película”, ” Ejecutivo agresivo”, “El profesor chiflado II: La familia Klump” y “Agárralo como puedas 33 1/3: el insulto final”. El guión es de Tim Kelleher, y  Rodney Rothman y en el reparto aparecen estrellas como Sylvester Stallone, Robert De Niro, Kevin Hart,  Alan Arkin,  Kim Basinger,  y Jon Bernthal. La distribuidora es Warner Bros Pictures.

Henry ‘Razor’ Sharp y Billy ‘The Kid’ McDonnen son dos viejos excampeones del mundo de boxeo que tras ganarse mutuamente en 2 combates no tuvieron ocasión de realizar la gran revancha. Después de 30 años se reúnen en una empresa de videojuegos que pretende escanear sus movimientos digitalmente, pero al encontrarse surge de nuevo la rivalidad ya olvidada. Tras una pelea en el estudio que es grabada en móviles y que se difunde  por youtube, les ofrecen un contrato millonario para volver a pelear en el ring y llevar a cabo la gran revancha.

Nos encontramos ante una sencilla aunque divertida comedia en el que tanto Stallone como De Niro realizan una  entretenida parodia a sus orígenes en Rocky y Toro Salvaje. Sorprende ver a de Niro interpretando de nuevo a un boxeador como en los viejos tiempos cuando interpretó a Jake La Motta, aunque esta vez con unos cuantos años de mas, con una gran panza, y dedicándose más a desayunar wisky con tortitas, que a entrenar. A vuelto a demostrar que es un genio de la interpretación y que puede interpretar cualquier papel, sea de comedia, suspense, drama, o lo que le pongan por medio. Sylvester Stallone interpreta un clon de Rocky que se comporta, habla como él, y que salvo porque le han cambiado el nombre y la novia, que interpreta Kim Basinger, no diríamos que no se trata de él. El argumento es muy similar al de la última de Rocky, por lo que no me extrañaría que hubieran obtenido esta historia de algún guión descartado para la última de la saga. La combinación de estos 2 actores para la comedia ha funcionado a la perfección, sobre todo por parte de Robert De Niro, que interpreta al personaje más irresponsable de los 2, y que no ha madurado con la edad como su eterno rival. El argumento es directo y sencillo, y no se complica en ningún momento con algún  drama  irresoluble, y está claro al principio que todo va a acabar a porrazos en el ring entre los dos protagonistas. Aunque parece  difícil que guste demasiado a las nuevas generaciones, y a los cineastas más exigentes,  hará las delicias a los viejos fans que deseen recordar viejos tiempos con buen humor.”

 Le damos de nota 6 sobre 10.