Noticias / Cine / Críticas de cine / Crítica de El Ejército de los Ladrones: ¿Netflix abrió la caja fuerte?
Críticas de cine

Crítica de El Ejército de los Ladrones: ¿Netflix abrió la caja fuerte?

Crítica de El Ejército de los Ladrones: ¿Netflix abrió la caja fuerte?

Ya estrenó en El Ejército de los Ladrones, parte del universo de El Ejército de los Muertos. La cinta tuvo aciertos y errores. Aquí está el detalle.

Netflix ya estrenó El Ejercito de los Ladrones, el primer spin-off de El Ejército de los Muertos. La cinta fue dirigida y protagonizada por Matthias Schweighofer, quien ya había aparecido en la franquicia. El actor repite en su papel de Ludwig Dieter, demostrando el potencial que tenía desde el comienzo.

Nuevamente, así como en su producción aliada ya mencionada, hubo un factor determinante que llamó muchísimo la atención. Se trata de la inclusión idiomática internacional. Alemán, inglés y portugués se escucharon de hablantes nativos y en contextos brillantes, demostrando que sí se puede apreciar una cinta en varias lenguas al mismo tiempo. Así, Snyder le apunta una vez más a brindar una experiencia global a la audiencia.

A su vez, otro de los elementos destacados de la película de zombis se mantuvo en esta. El detalle tiene que ver con la presentación de los personajes que conforman el equipo. En la otra, se hace casi como un videojuego, con un diseño muy moderno. En esta oportunidad, se mezcla ese tono con un matiz de libro clásico, dándole elementos de literatura a la trama. De hecho, esto se complementa con el fondo de la trama y la obsesión por Wagner.

Desarrollo

El primer atraco se explica, el segundo ya no y el tercero, por el contrario se hizo sobre la marcha. De esta manera, el progreso del equipo, la carga de emociones y la suma de adrenalina se transmite al espectador. Un punto a favor.

  Jennifer Lawrence sigue traumatiza por la filtración de sus fotos desnuda

Para mejorar, podría únicamente mencionarse que por ocurrir tiempo antes que la otra cinta, se perdió mucho del factor sorpresa y fue más para encajar que para sorprender. Aún así, hay un par de momentos especiales. Si bien no hay mucha riqueza en el guion, hubo un trabajo aceptable.