Crítica a Drácula: Netflix apuesta por el vampiro - Cinemascomics.com Crítica a Drácula: Netflix apuesta por el vampiro - Cinemascomics.com
Críticas de cine Series de televisión

Crítica a Drácula: Netflix apuesta por el vampiro

Drácula, la miniserie de Netflix se estrenó hace unos pocos días, protagonizada por Claes Bang, Dolly Wells y John Heffernan.

Miniserie de 3 episodios inspirada en el personaje de Bram Stoker, el conde Drácula, que viaja de Transilvania a Londres para saciar su sed de sangre.

El primer episodio de Drácula atrapa gracias a sus planos,

su música y las grandes interpretaciones y, además cuenta con una dosis de humor en su justa medida que la hace interesante y que, la hora y veinte minutos que dura, no se haga larga ni pesada. Donde destaca Dolly Wells, la monja descarada y sincera; un papel y un personaje muy bien desarrollado. Los otros dos capítulos decaen, ya que el primero es brillante, pero aún así hacen una gran serie, con un Claes Bang que borda a un Drácula diferente, también con un humor muy particular y, paradójicamente, se produce más tensión y terror cuando él no está a cuando está, algo novedoso y que funcione.

Drácula, de Netflix, es una adaptación diferente a la novela y la aclamada película de Coppola;

es una revisión del famosos personaje y para mí es una revisión muy acertada, donde los creadores se han tomado manga ancha y han hecho lo que han querido, con buen criterio. Aunque si es cierto que el guion roza lo predecible y pretencioso en muchos momentos. Pero todo ello lo compensa un Drácula magistral, con unos diálogos brillantes y una caracterización muy buena, queriendo hacer una Drácula con mucha elegancia y clase que, para mí supera al de Coppola.

Es una serie muy correcta, no una joya,pero sí que es correcta y, pese a su larga duración, es bastante entretenida y una buena versión de la novela.

¿Qué te ha parecido Drácula? Cuéntanos tu opinión en los comentarios o en nuestras redes sociales.